El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

ACORDADA Nº 043/18

ACORDADA Nº 043/18

 

 

En la ciudad de Neuquén, Capital de la Provincia del mismo nombre, República Argentina, a los cinco días del mes de Junio del año dos mil dieciocho, siendo las nueve horas, se reúne el Consejo de la Magistratura de la Provincia del Neuquén, con la presencia de los Consejeros, DARIO E. MOYA, quien preside el Cuerpo, ROXANA CLAUDIA BETTIGA, MARIA ALEJANDRA CERDA, CLAUDIA SILVINA VEGA, LUIS ANDRES SAGASETA, EDUARDO LUIS SEPÚLVEDA y MARIO CESAR FERRARI y la Secretaria del Cuerpo, ROMINA IRIGOIN, y

 

VISTO:   

 

Los autos: “Consejo de la Magistratura de la Provincia del Neuquén s/ llamado a Concurso Público para cubrir un (1) cargo de Defensor Público de Circunscripción, Categoría MF2, para la Unidad Operativa del Ministerio Público de la Defensa de la I Circunscripción Judicial, con asiento de funciones en la ciudad de Neuquén, (Concurso Público N° 145)”, y

 

CONSIDERANDO:

 

Que luce agregado a fs. 18 de autos copia del mensaje cursado vía correo electrónico (CM182/18) por el Dr. Miguel Enrique Manso, designado Jurado Titular del Concurso, solicitando que le sea reconocido por este Consejo “…por lo menos un porcentaje de la remuneración del Jurado Académico, menor por supuesto al que él percibe, dado que su traslado siempre será mayor que de quienes estamos en la Provincia y de este modo acercarnos al principio de la Constitución Nacional de “igual remuneración por igual tarea”…”.

 

Que sustenta el nombrado su petición en que ha sido jurado titular en dos oportunidades anteriores, afirmando creer haber colaborado con el actual sistema de cobertura de cargos, recibiendo como compensación económica únicamente el reintegro de gastos, adunando que a su entender ello resulta inequitativo con relación al jurado académico titular, quien recibe una compensación económica por su intervención en tal carácter.

 

Que en la misma epístola electrónica y “Por el fundamento expuesto…”, es decir por su alegada iniquidad en el caso declina participar como Jurado Titular del Concurso.

 

Que en sesión del día de la fecha el Pleno consideró descomedida la presentación con un desinterés puesto de manifiesto, por lo que procedía dejar sin efecto la designación del Dr. Manso, nombrándose en su lugar al Jurado Suplente, siendo criterio de este Consejo tener Jurados con interés en el cumplimiento de dicha carga pública que asuman esta labor de trascendencia con la mayor pericia y responsabilidad.

 

Que, asimismo, la negativa del jurado designado amerita no compeler su actuación, atento que ello conllevaría una labor a desgano, lo cual posiblemente derive en un desempeño y resultado no óptimos.

 

Que, a su vez, se resolvió remitir la nota presentada por el Dr. Manso al Tribunal Superior de Justicia para conocimiento y efectos si los tuviere.

 

Que complementando las razones expuestas, se dio intervención al Asesor Jurídico del Consejo, que abundó en los argumentos remarcando que la cuestión suscitada plantea ribetes institucionales insoslayables, habida cuenta de la esencialidad de la participación de los jurados magistrados o funcionarios judiciales, en los concursos que lleva a cabo este Consejo.

 

Que al respecto debe quedar claro que el emplazamiento de los jurados magistrados y funcionarios judiciales, en los concursos es decir, en definitiva, de agentes del Estado, es una designación que entraña el desempeño de una carga pública, no revistiéndolo en cambio el desempeño de los jurados académicos toda vez que no existe vinculación entre éstos y el Estado. Recordemos que, con el término carga pública, se suele aludir a ciertas formas de contribución de los individuos a la supervivencia y al cumplimiento de los fines de la organización política, que pueden representar para aquellos un sacrificio en su patrimonio o libertad (PONCE DE LEÓN SOLÍS, Viviana: LA NOCIÓN DE CARGA PÚBLICA Y SU FUNCIÓN EN LA JURISPRUDENCIA DEL TRIBUNAL CONSTITUCIONAL CHILENO” en: https://scielo.conicyt.cl/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S0718-34372015000300005).

 

Que, de lo antedicho emerge claro que estamos ante una verdadera restricción legal de la libertad (cuyo extremo polar sería en el ámbito penal la prisión preventiva) que determina deberes y la inexcusabilidad o excusabilidad excepcional de su desempeño, tal como está insinuado en el artículo 8 del Reglamento de Concursos Públicos de Antecedentes y Oposición al agravar las condiciones para eludir la carga en el caso de los jurados judiciales al disponer que:”.. la no aceptación deberá ser fundada y el Pleno del Consejo la autorizará o rechazará, informando al Tribunal Superior de Justicia sobre esta situación…”.

 

Que en el caso, el Jurado designado ha renunciado a desempeñarse como Jurado Titular invocando una razón económica de fondo, cual es su aspiración a ser remunerado por lo menos con un porcentaje de la remuneración del jurado académico.

 

Que esta aspiración no resulta ser procedente no sólo por el carácter de su designación que se corresponde con una carga pública no remunerada y solo compensada con viáticos y porque claramente el artículo 11 del citado Reglamento prohíbe remunerar a los jurados judiciales al establecer claramente que: “…El magistrado o funcionario del Poder Judicial de la Provincia que actúe como jurado no percibirá remuneración económica…”. Esta disposición evidentemente se funda en lo dispuesto en el artículo 158 de la Constitución Provincial, que por principio prohíbe acumular dos o más empleos o funciones públicas, exhibiendo además una clara sintonía con lo dispuesto en el artículo 12 primer párrafo de la ley 2533 cuando determina que: “…El desempeño del cargo de presidente del Consejo de la Magistratura es honorario, y sólo percibe la remuneración que le corresponda por su cargo de Juez del Tribunal Superior de Justicia….”, tratándose de una discriminación legal legítima cuando a renglón seguido les reconoce el derecho a percibir remuneraciones a los demás Consejeros.

 

Por lo expuesto:  

 

EL CONSEJO DE LA MAGISTRATURA DE LA PROVINCIA DEL NEUQUEN  ACUERDA 

 

Artículo 1º: Dejar sin efecto la designación del Dr. Miguel Enrique Manso como Jurado Titular por el Ministerio Público del Concurso Público N° 145, y designar en su reemplazo al Dr. Pedro Julio Telleriarte, quien deberá aceptar el cargo para actuar en el Concurso, de acuerdo a las previsiones del artículo 8 del Reglamento de Concursos Públicos de Antecedentes y Oposición.-

 

Artículo 2º: Remitir la nota presentada por el Dr. Miguel Enrique Manso al Tribunal  Superior de Justicia a los fines previstos por la norma precitada en artículo 1°.

 

Artículo 3º: Regístrese, publíquese, notifíquese y cúmplase.-